Polaciones. Valle del Nansa. Cantabria. Agroturismo Cantabria, aldeas, artesanía, artesanos, bicicletas, Cantabria infinita, Cantabria turismo con niños, Cantabria turismo rural, Ecoturismo Agroturismo en Cantabria, Ecoturismo en Cantabria, Escapadas fin de semana Relax en Cantabria, Escapadas Relax, Escapara rural en Cantabria, gastronomía, Gastronomía de Cantabria, música, Naturaleza, Naturaleza en familia, Packs de experiencias rurales, paisajes, patrimonio, productores, rutas, Turismo de experiencias Cantabria, Turismo ecológico, Turismo rural Cantabria, Turismo sostenible en Cantabria, Vacaciones en Cantabria casas rurales, viajes a Cantabria, viajes de naturaleza, viajes de naturaleza en Cantabria, vacaciones en Cantabria, qué hacer en Cantabria

Colaboran con nosotros impulsanso el desarrollo rural…

Para NansaNatural es importante crear alianzas con asociaciones culturales, vecinales, instituciones y empresas privadas del valle para conseguir impulsar el desarrollo rural sostenible de esta zona e intentar mejorar la situación socioeconómica de la población.

Por eso para nuestras experiencias hemos elegido, entre otros colaboradores, a Casa Molleda, posada y restaurante con tradición e historia. Un lujo poder contar con esta familia.

Desde hace 87 años Casa Molleda atiende a quienes quieren recibir buen descanso, atención y comida tradicional. Fue antaño venta donde caballerías y lugareños recibían descanso y alimento para poder continuar camino hacia Castilla. Hoy atienden con esa misma esencia a quienes buscan rincones y sensaciones únicas.

[Pinchar sobre la imagen para ver la galería fotográfica]

Casa MolledaCasa Molleda


Es todo un regalo para NansaNatural contar con el apoyo de la Asociación Socio-Cultural Pejanda. Nacieron en 1998 con el fin de crear una oferta cultural y de ocio para sus asociados y los habitantes del Valle de Polaciones, y desde entonces han organizado una gran cantidad de actividades. Entre las más conocidas está ‘El Encuentru’, una romería que sirve para el reencuentro de los purriegos con su historia y sus tradiciones, que se plasma en una jornada de convivencia y reafirmación de su importante patrimonio musical.

colaboran2

Además, son los grandes impulsores de los carnavales de Polaciones, los Zamarrones, una de las fiestas más importantes en el ámbito social del valle. Los carnavales como festividad profana estaban prohibidos por decreto desde el año 1939, pero en el valle de Polaciones se siguieron celebrando. En los cincuenta, y tras pagar una serie de multas, la costumbre de correr los carnavales se perdió. La asociación han contribuido a despertar una tradición perdida durante muchos años y de la cual se sienten igualmente partícipes todos los pobladores del Valle de Polaciones.

colaboran3


No nos olvidamos de nuestras amigas de la Asociación Sociocultural del Alto Nansa ‘La Hila’. Surgieron en 2009 con el ánimo de investigar, recuperar y difundir el patrimonio artesanal de la zona del Nansa, así como de generar un espacio de ocio y formación para el sector femenino rural y fomentar la relaciones interpersonales.

Mujeres jóvenes que mantienen una apuesta por el futuro, apoyándose en el pasado del valle y que buscan sobrevivir en un medio rural de alta montaña, carente de multitud de servicios, especialmente en la época invernal.

Organizan campamentos laneros y cursos formativos para aprender a hilar, tintar, tejer, trabajar con el fieltro…No hemos dudado en incluir su buen hacer en las actividades opcionales que os ofrecemos en alguno de nuestros packs de experiencias rurales.

[Pinchar sobre la imagen para ver la galería fotográfica]

La HilaLa Hila

 


¿Hay algo mejor para llenarse de sensaciones que degustar productos de calidad hechos de forma pausada, responsable y con cariño?, precisamente por eso hemos elegido a El Invernal de San Ignacio.

Una pequeña empresa familiar establecida en el valle de Polaciones que se dedica a la elaboración de mermeladas y conservas vegetales mediante recetas tradicionales y siguiendo un proceso artesanal basado en el respeto a las propiedades y cualidades naturales de los alimentos. Sin ningún tipo de aditivo artificial o químico, ya sean conservantes, espesantes o cualquier otro que pueda alterar el natural proceso de la fruta. De su mano podremos degustar una selección de mermeladas basada en la familia de los “berries” porque estas frutas de montaña se adaptan bien al entorno natural. Elaboran también salsas de acompañamiento para carnes comúnmente conocidas como “chutneys”, y postres horneados con sabor a montaña y chocolate: Hayucos de Chocolate y Torta Purriega.

11258226_1605200319744553_7927093655162859797_n


En nuestro deambular por el valle de Polaciones tendremos diversas oportunidades de degustar la excelente comida tradicional que con manos experimentadas y buen hacer nos ofrecen, además de Casa Molleda, otros  amigos como El Corral de Lombraña, Casa Enrique o Restaurante Polaciones.

El Corral de Lombrañacolaboran4colaboran5

Además, Casa Enrique cuenta con una panadería de horno de leña, donde se puede adquirir un pan realizado de forma totalmente artesanal, un pan de excelente sabor y calidad hecho con masa madre y cocido en horno de leña, que sin duda probaremos durante nuestras experiencias rurales.


Para nuestra experiencia “Regresando a una vida más sencilla” hemos querido contar con Ruralea, una joven empresa que tiene su sede en Puente Pumar. Sus bicicletas eléctricas nos llevarán sin grandes esfuerzos a recorrer algunos de los pueblos de Polaciones. Una forma divertida, saludable y ecológica de moverse por los caminos rurales disfrutando de los valores naturales y patrimoniales que esconde el valle.

colaboran6


Y como en nuestras actividades también nos movemos por el municipio de Tudanca, hemos querido contar con la Asociación Alto Nansa, donde Marisa, su actual Presidenta, nos ha mostrado todo su apoyo desde el principio.

La asociación la forman un grupo de personas que tienen entre sus objetivos dinamizar, cohesionar y dar a conocer los maravillosos rincones naturales y culturales que se encuentran escondidos en el Alto Nansa. Promocionan y difunden tradiciones y costumbres de la zona, promueven el desarrollo rural, la participación social de la mujer rural y la convivencia. Además, dan a conocer el trabajo de artesanos del entorno, alguno de los cuales tendreís oportunidad de conocer durante nuestras experiencias. Es el caso de Amador Cosío, nacido en Tudanca y gran apasionado del trabajo en madera. Sus especialidades son cebillas, cachabas (porros) y toda clase de aperos de labranza en miniatura.

colaboran8

O de Vicente Diestro, un joven artesano que vive en Sarceda y trabaja la piedra con manos hábiles y expertas, poniendo todo el cariño a su tierruca en cada una de sus creaciones.

colaboran7


Sabemos lo importante que es promocionar y difundir los valores de un lugar para que todo el mundo pueda apreciarlo. Este trabajo lo hace a la perfección el blog de la Asociación El Nansa Suena que nos han animado y nos han dado todo su apoyo para que esta iniciativa de turismo sostenible tenga un futuro brillante que ayude en la medida de lo posible al desarrollo de esta zona rural de Cantabria tan desconocida.

…Y seguiremos incorporando a esta gran familia nuevos miembros que irán enriqueciendo las experiencias que os ofrece NansaNatural.

∧ Subir

 

 

 

 

Guardar

Guardar

FacebooktwitterFacebooktwitter